El final

relatos beitavg lmdeinktober microrrelatos

Supe por sus ojos que era la última noche. Sentí el olvido instalarse en cada poro de mi piel mientras sus manos, vacías de caricias, recorrían mi cuerpo.

Me aferré a su cuerpo como una enredadera a la roca, intentando amarrar lo poco que quedaba de nosotros para que no se volviera un simple tu y yo. O yo y él, ya ni siquiera era un tu.

Aspiré su respiración cansada, un aire que no alimentaba a su corazón y que me envenenaba lento, haciendo su trabajo sin tregua.

Conocí su odio mientras fingía hacerme el amor. No era química ni física, se trataba tan solo de mecánica, del engranaje de dos cuerpos como dos ruedas de maquinaria que hacían un trabajo sin demasiado afán.

Lo vi alejarse incluso antes de abandonar mi cuerpo. La indiferencia en cada botón que abrochaba a su camisa. Oí las maderas golpearse violentas al cerrarse la puerta.

No hubo adiós, no hubo lágrimas. Un ya te llamaré y una última mirada. Después, ni el olvido se acordó de mi.

relato las reflexiones de beita beitavg

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.